El embarazo más allá de los 40…

Lo primero que hay que decirle a una mujer de cuarenta años que consulta por deseo de gestar es que NO es demasiado mayor para quedarse embarazada. A esta edad, el nacimiento de un bebé puede constituir una experiencia extraordinaria. Cada vez es más frecuente que las mujeres postergan la decisión de tener un hijo por decisiones más debidas a términos laborales que personales.

Obviamente la edad es un factor a tener en cuenta, sobre todo para la vigilancia de ese embarazo. Se asumen una serie de riesgos, iguales en todas las mujeres, al estar embarazadas. Podemos encontrarnos con complicaciones propias del embarazo a cualquier edad, pero con más años, la facilidad de respuesta del organismo a éstas puede no ser la misma. Por esta razón lo más importante en estos embarazos es una buena y estrecha vigilancia por el ginecólogo obstetra.

Pero también hay ventajas de las que no se hablan habitualmente. A los 40 años, las mujeres están satisfechas por su desarrollo social y profesional y se enfrentan de manera más serena a su maternidad.  Además de que, generalmente, a esta edad la mujer ha resuelto los conflictos emocionales y las crisis de crecimiento, y tiene relaciones estables y sólidas.

​Al sumar años, el riesgo de enfermedades genéticas y cromosómicas es mayor también, y al superar los 35 años aumenta exponencialmente. Entre estas enfermedades están el tan conocido Síndrome de Down. El riesgo, efectivamente, aumenta con la edad de la mujer. De los 25 a los 40 años aumenta la posibilidad 100 veces más. Esta es una de las razones por las que estos embarazos deben estar estrechamente controlados, ya que existen las formas de hacer un diagnóstico precoz y de forma segura.

Otras complicaciones que pueden presentarse son el aborto espontáneo que pasa a ser de un 12% en menores de 35 años a un 50% en mayores de 40 años. Sangrados durante la gestación. Problemas de diabetes durante el embarazo y los relacionados con la hipertensión arterial. Todo esto es tenido en cuenta y diagnosticado y vigilado con especial interés en la consulta de tu médico. Por lo que no hay que asumir más complicaciones sino más observación y cuidados durante el embarazo.

En definitiva, tener más de 40 años no es un impedimento para la gestación. Pero, eso sí la calidad de los óvulos es peor y eso hace que las posibilidades de quedarte embaraza disminuyan. Además, a partir de los 40, el riesgo de complicaciones es mayor, pero ambas cosas no son un motivo suficiente para renunciar a ser madre. Si eres una mujer sana, puedes asumir perfectamente  la decisión de quedarte embarazada a esta edad.

 

The following two tabs change content below.
Micaela Fernández Abellán

Micaela Fernández Abellán

Micaela Fernández Abellán

Latest posts by Micaela Fernández Abellán (see all)

Micaela Fernández Abellán

Author: Micaela Fernández Abellán

publica esta entrada

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies